ONU dona a Cuba 100 mil dólares para los damnificados por las intensas lluvias

Inundaciones en Cuba

La Organización de las Naciones Unidas (ONU) y en particular su Oficina para la Coordinación de Asuntos Humanitarios (OCHA) realizó un donativo de 100 mil dólares a Cuba para apoyar a los damnificados por las intensas lluvias.

Como es habitual en casos de emergencia, como el acontecido hace unas dos semanas en la Mayor de las Antillas, organismos internacionales envían donaciones de recursos de diversos tipos, los que, tras ser “fiscalizados” por el régimen, a veces llegan a manos de los afectados.

De acuerdo al tuit compartido en la cuenta oficial de la ONU la ayuda está dirigida a las provincias orientales, donde se sufrieron las peores consecuencias de las precipitaciones.

Asimismo, en una entrevista realizada por el medio oficialista Agencia Cubana de Noticias (ACN) a Francisco Pichón, coordinador residente del Sistema de Naciones Unidas (SNU) se da a conocer que dicha cifra estará destinada a la compra de colchones y otros artículos de primera necesidad para las familias que perdieron todas sus pertenencias en las inundaciones.

Por otro lado, en cuanto a la manera en que serán distribuidos los recursos o cuándo, no se han ofrecido otros detalles, tan solo se conoce que se estarán coordinando acciones con las autoridades cubanas.

Cuba: damnificados que esperan por promesas incumplidas por el gobierno

Lamentablemente, promesas como esta se quedan en palabras muchas veces. Tal y como ha sucedido con los pobladores de Pinar del Río, afectados hace ya 10 meses por el huracán Ian.

En ese entonces, el propio organismo internacional anunció que destinaría 14.7 millones de dólares para apoyar la recuperación en el extremo occidental cubano.

¿Dónde está el dinero y los techos prometidos? Lo mismo se preguntan cientos de familias pinareñas.

Asimismo, en el caso de los damnificados por las intensas lluvias que perdieron parcial o totalmente sus viviendas, el régimen confirmó que deberán pagar la mitad de los materiales de la construcción disponibles en el mercado.

Los residentes en las provincias orientales de Camagüey, Las Tunas, Holguín, Granma y Santiago de Cuba, deberán anotarse en una lista de espera, en los rastros estatales, para luego poder acceder a los recursos constructivos, esos que casi nunca se encuentran disponibles.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *